Todo lo que debes saber sobre las cabinas de rayos UVA

El verano ya está aquí y tras un año pandemia y confinamiento, nuestra piel no ha recibido la luz solar que debería. Las cabinas de rayos UVA, en auge desde hace varios años, son la alternativa perfecta para obtener un bronceado espectacular antes de la época estival de forma rápida y cómoda. Tanto si eres propietario de un centro de estética o deseas tener una cabina de bronceado en casa,  desde Avilsa te contamos todo sobre su uso y sus características. ¡Toma nota!

¿Qué son los rayos UVA?

La radiación ultravioleta es una onda electromagnética que actúa sobre nosotros produciendo una serie de alteraciones biológicas. Existen dos tipos de radiaciones ultravioletas; la UVA y la UVB. En este caso hablaremos de la primera, que es la encargada de broncear la piel en las cabinas de rayos.

Este tipo de radiación ultravioleta de onda larga, penetra en el tejido actuando como un catalizar y oxidando la melanina que adquiere posteriormente un color oscuro. Se trata de un mecanismo de protección de nuestra piel frente al exceso de luz.

Cabinas de rayos UVA: modelos y características

Disponer de una máquina de rayos UVA se ha convertido en un servicio esencial para cualquier centro de estética, spa o gimnasio. Una tecnología que ofrece un servicio asequible, cómodo y con muy buenos resultados para los usuarios. Si estás pensando instalar una cabina en tu negocio, primero debes conocer los modelos disponibles en el mercado y cuál es la opción que se ajusta mejor a tus necesidades.

  • Cabinas horizontales. Son las más comunes. En ellas el usuario puede descansar reposado durante la sesión.
  • Cabinas verticales. Este sistema es el más novedoso del mercado. Su diseño permite al usuario colocarse de pie facilitando un completo bronceado y añadiendo un plus de comodidad. Son muy similares a las duchas y ahorran mucho más espacio que las horizontales.

Componentes del equipo de bronceado:

  1. Lámpara. Encargada de generar la luz ultravioleta.
  2. Contador de horas de funcionamiento. Registra el tiempo mientras la lámpara está en funcionamiento.
  3. Filtros y reflectores. Es el sistema de filtro óptimo radiante cuya función es que la longitud de onda sea la correcta y lo menos dañina posible.
  4. Este reloj controla el tiempo de cada sesión.
  5. Las cabinas llevan incorporado un ventilador para evitar la acumulación de calor en el habitáculo.

En la actualidad, las cabinas de rayos UVA se están convirtiendo en una opción muy atractiva para particulares que quieren disponer de este servicio desde la comodidad de sus casas. Si es tu caso, y tienes dudas sobre el mantenimiento o las características de las cabinas de rayos UVA, no lo dudes y ponte en contacto con nosotros.

Todos nuestros modelos de cabinas de rayos UVA

Beneficios de las cabinas de rayos UVA

  • Mejora el aspecto de la piel. Los tratamientos de rayos UVA son especialmente beneficiosos en casos de psoriasis, vitíligo o problemas de acné. Antes de comenzar a tomar rayos UVA será necesario consultar con un dermatólogo.
  • Levanta el estado de ánimo. Los rayos UVA aumentan la producción de un neurotransmisor que se encuentra en nuestro cerebro llamado serotonina. La serotonina interviene en la regulación del sueño, la temperatura del cuerpo y la conducta sexual alejando el estrés o el cansancio. ¿Nunca has notado que durante los días de sol estamos mucho más relajados?
  • Mejora el reuma y la artritis. Los rayos UV ayudan a producir vitamina D, una vitamina fundamental para la mineralización de los huesos.
  • Es rápido y cómodo. Es la forma más rápida de lucir un bronceado cuando el clima no acompaña o no tenemos tiempo para tomar el sol.
  • El resultado es duradero y uniforme.

Aspectos a tener en cuenta antes de utilizar una máquina de rayos UVA

Antes de comenzar un tratamiento de rayos UVA, es aconsejable preparar la piel para el bronceado. Hidratarse bien -beber al menos dos litros de agua al día-, cuidar la alimentación consumiendo mucha fruta y verdura rica en antioxidantes y mantener la piel hidratada y cuidada antes, durante y tras recibir el tratamiento. Además hay que tener en cuenta algunos aspectos importantes para realizar un tratamiento de forma segura y saludable.

Antes de cada sesión…

  • Cada persona deberá conocer su fototipo de piel y respetar los tiempos de bronceado recomendados.
  • Será necesario limpiar la piel antes de entrar en la cabina. Retirar todo el maquillaje del rostro y no utilizar perfumes, cremas o desodorantes que puedan causar irritaciones o manchas.
  • En personas con mucho vello es aconsejable depilarse previamente, al menos 24 horas antes para evitar quemaduras.
  • Nunca se debe tomar el sol antes de una sesión de rayos UVA.

Después de cada sesión…

  • Los especialistas aconsejan hidratar bien la piel además de aplicar after sun o productos con aloe vera que calmen la zona tras la exposición a los rayos.
  • Debe respetarse un intervalo de 48 horas entre las dos primeras sesiones.
  • No tomar de nuevo el sol tras recibir una sesión de rayos UVA.
0

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *